Astronomía en Baja California Sur

Maria Elena Muriel

Y ahora disfrutemos a Venus, el llamado lucero del amanecer o lucero del atardecer – dijo Joanne-, nuestra guía naturalista.

– No puedo creerlo, parece una pequeña luna en cuarto creciente. ¿Por qué?

– Es por el sitio desde donde estamos observando y la posición de Venus en su tránsito alrededor del sol. Venus transita frente al disco solar dos veces separadas por 8 años y esto ocurre cada 105 años. La última ocasión fue en el 2012 y la próxima será en el 2117.

– ¡Increíble! ¿Cómo sabemos esto?

– Debido a un hecho histórico y sin precedentes que ocurrió precisamente en este sitio, -nos explicó Joanne, quien como Sir. Isaac Newton dijo-: estamos parados sobre los hombros de los gigantes del pasado.

Al disfrutar de eventos astronómico nos conectamos con el pasado y vemos hacia el futuro. Revivimos el pasado para que nuestro presente sea significativo y el futuro esperanzador, y nos contó lo siguiente:

“Resulta que al inicio de la conquista del Nuevo Mundo y del reciente asentamiento europeo en esta península, vino una expedición científica franco-española que, por primera vez en la historia de la incipiente ciencia de la astronomía, observó y midió exitosamente el tránsito de Venus sobre el disco solar.

Lamentablemente la población indígena y los recién llegados europeos estaban afectados de la fiebre tifo, morían por montón y los científicos expedicionarios recién llegados se contagiaron también, 15 días después de la expedición murieron, incluyendo al astrónomo Abate Jean Baptiste Chappe d’ Auteroche, encargado de tan importante hazaña; dos sobrevivieron.

Gracias a ellos, los manuscritos de la observación fueron trasladados al viejo mundo y así conocemos, no solo esta agridulce historia, sino además información científica de Venus, el planeta Tierra y el Sol, que hasta hoy la NASA utiliza para sus exploraciones espaciales”.

Con nostalgia en el rostro Joanne dijo:

-Por cierto, que el cuerpo del astrónomo, aún se encuentra perdido en algún lugar en donde estamos, no se sabe el sitio exacto en donde fue enterrado.

Más tarde se publicó un interesante libro, Joanne continuó, hasta hoy podemos conseguirlo “El Tránsito de Venus de 1769, las observaciones en Baja California de Jean-Baptiste Chappe d’Auteroche, Vicente Doz y Joaquín Velazquez Cárdenas de León1”.

Aunque el astrónomo no vivió para ver los resultados, en Baja California Sur es recordado con aprecio, revivimos su historia y su memoria cada vez que hacemos este evento de astronomía para los visitantes y residentes. El científico no solo dejó información astronómica en su manuscrito, describe cómo era San José del Cabo y Cabo San Lucas en esa época. Habla sobre la flora, la fauna, el paisaje, los nativos y la misión jesuita establecida 30 años antes de su llegada. Habla acerca de sus viajes, tiempos de recorridos, el tipo de alimentación y de la colonización en el interior del país. Relatos que dan identidad a esta parte de México llamada tierra incógnita, tierra indómita, tierra perfumada por otros autores.

El recorrido continuó amenamente, con el telescopio nos transportamos al espacio fuera del sistema solar. Los que ahí estábamos participamos y nos maravillamos, al observar Venus, otros planetas, constelaciones, estrellas fugaces y la luna.

En tres fantásticas horas exploramos la luna cráter por cráter y hasta tomamos una foto nosotros mismos, enseñados por Joanne nuestra guía. Sobre todo, descubrimos la belleza e importancia de nuestro propio planeta.

Si en tu próximo viaje a Los Cabos quieres vivir una velada diferente, amena y entretenida bajo las estrellas, sin duda el tour de astronomía que se efectúa cada martes es para ti. Revive las hazañas de los exploradores de esta península, escucha más historias y aprende a contemplar el cielo de una forma significativa y memorable.

Boletín

Recibe nuestras noticias

Ingrese su correo electrónico

Añadir Comentario

Pin It on Pinterest